Ingredientes

Preparación

1. Pelamos y cortamos la cebolla, el puerro y el ajo. 

2. Cortamos en dados el seitán. 

3. En una olla se calienta el aceite y se rehoga la cebolla, el ajo y el puerro durante unos 2 minutos. Añadimos el seitán y seguimos cocinando un minuto más.

4. Incorporamos los guisantes a la olla y cúbrimos con caldo de verduras. Llévalo a ebullición y cocina hasta que los guisantes queden tiernos y el caldo se reduzca, durante unos 10-12 minutos.

5. Finalmente, lo servimos en un plato y ya podremos disfrutar de esta receta de cocina vegana con seitan.

Información adicional

Los guisantes pertenecen a la familia de las legumbres, los cuales nos aportan proteínas vegetales e hidratos de carbono de absorción lenta. También presentan fibra, previniendo el estreñimiento; minerales (calcio y hierro) que fortalecen los huesos y previenen la anemia; y vitaminas (destacando la vitamina C). Así mismo, podemos destacar que presentan propiedades beneficiosas, ya que mejora la circulación de la sangre, disminuye el colesterol malo, previenen el desarrollo de anemias gracias a su contenido en vitamina C y ácido fólico, ya que facorecen la absoción del hierro; decuados para las personas diabéticas por su riqueza en pectina, una fibra soluble que reduce el ritmo de la digestión y favorece una absorción de la glucosa, beneficiando así al páncreas y a la producción de insulina.

El seitán está considerado un sustituto de la proteína animal, siendo una carne vegetal rica en proteínas vegetales. Es un preparado a base de glúten de trigo, por lo cual, no puede ser consumido por celíacos. Está formado principalmente por minerales como el sodio, calcio y potasio. Al no tener apenas grasas, azúcares, ni fibra, es un alimento de fácil digestión, ideal para personas que puedan tener problemas estomacales o no quieren tener digestiones pesadas. También podemos destacar su efecto saciante gracias a su alto contenido proteico.